Derechos Trans |

Noticias

Derechos Trans

El estudio que demuestra las ventajas de que las personas trans hagan su transición a temprana edad

Dejar que niños y niñas trans hagan socialmente (a la vista de todos/as) su transición, previene la depresión y ansiedad, así lo asegura un estudio realizado por un grupo de investigadores de la Universidad de Washington que, además, tiene base en la información de  Trans Youth Project.

El estudio mostró que  las/os niñas/os trans tienen grandes mejoras en su autoestima y con niveles que no diferían con los de sus compañeros/as o personas de su edad.  La investigación, que fue hecha con menores entre 6 y 14 años,  demostró que no hay necesidad de esperar hasta  la pubertad para empezar la transición. De hecho, respondió a la mayoría de las dudas que tenían los papás y las mamás de dichos niños/as mostrando que no está mal permitir que los y las menores busquen sentirse identificados con su identidad de género a temprana edad.

Para llegar a estas conclusiones el estudio usó como metodología la comparación de niños/as trans con dos grupos: uno conformado por sus hermanos/as y otro de niñas de su misma edad.

Pero no solo los estudios han demostrado esta realidad,  existen niños y niñas trans que han hecho este proceso a temprana edad y son reconocidos mundialmente por haber documentado dicho cambio y, con su experiencia, dar fe de los beneficios que trajo a sus vidas.

Jazz Jennings

Esta joven de 16 años comenzó su proceso de transición a los 6 años. Desde entonces,  ha salido a contar su experiencia en diferentes medios con su papá y su mamá, hablando sobre lo que implica ser una niña trans y los desafíos que implica.  Su primera entrevista fue a los 6 años con Barbara Waters, en donde expresaba todo lo que ha tenido que vivir . Su lucha por los derechos  de personas trans la han convertido en una de las activistas de derechos humanos más jóvenes en el mundo, así como la cara oficial de varias marcas para jóvenes como Clean and Clear.

 

Otro de los puntos interesantes sobre su historia es el apoyo incondicional que le han dado su papá, su mamá y sus hermanos durante su proceso de transición. Su mamá se ha convertido en una férrea defensora de los derechos de niños/as trans y acompaña a su hija a eventos en colegios para hablar sobre identidad de género.

Su historia se ha vuelto tan inspiradora que la cadena televisiva TLC  estrenó en julio de 2015 la serie “I am Jazz”, en donde participa toda su familia (papá, mamá, hermanos/as, abuelos/as) y muestra su cotidianidad en plena adolescencia.

 

Violeta, la hija trans de Nacho Vidal

El caso de este famoso actor de películas para adultos ha sido cubierto por varios medios de comunicación en España, pues él hizo público que su hija violeta era una niña trans a sus nueve años de edad y que la había apoyado en su proceso de transición.  Para Vidal una de las barreras más grandes ha sido los cambios en los diferentes documentos de identidad de su hija.  “A mi hija le dijimos que al curso siguiente iría vestida de niña, e ir a comprar faldas le hizo muy feliz”, relata el actor español. 

Después de estas declaraciones, Vidal se ha convertido en un abanderado por los derechos de niños/as trans pues ha hecho campañas sociales en medios de comunicación para concienciar sobre la diversidad y también ha recolectado fondos para colectivos como la Asociación Estatal de Familias de Menores Transexuales en España.

 

Wren Kauffman 

Wren es un niño trans canadiense que a sus nueve años de edad le dijo a sus papás que quería vestirse como niño y como sus súper héroes favoritos.  Su familia lo ha apoyado desde entonces y ha dispuesto todos los recursos necesarios para apoyar su proceso de transición.

“Si no eres tú mismo, entonces es como estar siempre triste y deprimido“, Wren Krauffman en declaraciones a la cadena de noticias CBC.

Este joven, que hoy en día tiene 12 años, se ha convertido en un abanderado de los derechos de niños trans pues ha logrado que su certificado de nacimiento reconozca su identidad masculina. A Wren le provocaba mucho estrés el hecho de que en sus documentos de identidad apareciera con una identidad femenina, algo que no reflejaba la realidad.

niño-trans-trancision

Wren Kauffman. Imagen tomada de www.learninglandscapes.ca

 

Luna, la primera niña trans en Argentina

Casos de personas trans que han hecho su transición a temprana edad no son visibles únicamente en en sociedades como la estadounidense o española. “Al año y ocho meses, (luana) me dijo ‘yo nena, yo princesa'”, asegura Gabriela Mansila, mamá de Luana, la niña trans que a sus 6 años logró que se reconociera su identidad femenina en sus documentos de identidad en Argentina.

Gabriela Mansila, madre de Luana, confiesa que Luana no era una niña feliz antes de su proceso de transición pues sufría de episodios de depresión por no poder ser como ella quería ser. Así mismo, Mansila aclara que es muy importante que los papás y las mamás apoyen a sus hijos/as trans, entre otras razones, porque se ha demostrado que un gran porcentaje de personas trans han querido suicidarse debido a “una infancia desastrosa”.

Hoy, Luana es plenamente aceptada por sus compañerxs de clase y sus familiares.

“Luana está feliz. Luana es una nena que desborda felicidad(…) Se siente cómoda, es respetada. Dejó de ser triste e introvertida”: mamá de Luana.